Las Constelaciones Fmiliares Sistémicas y Astrológicas

 

En casi todas las familias hay ciertos hechos que tienen un profundo impacto residual en todos sus miembros, perturbando la armonía familiar. Todo niño está conectado a una familia y adopta ciertos roles en la estructura familiar. Todos los miembros de la familia, incluyendo aquellos que están ausentes por muerte y separación, están energéticamente presentes en la estructura familiar y afectan a los otros miembros. Recreando la estructura o constelación de la familia, las relaciones dentro del sistema pueden aclararse. Los participantes pueden ver como las dinámicas no resueltas han estado afectándoles desde la infancia. Con este trabajo se logran, una y otra vez, traer a la luz lo oculto y hacer visible la causa de determinados conflictos. La realidad aceptada es liberadora, disuelve las implicaciones en viejas ilusiones y abre paso a la reconciliación. De esta manera la perspectiva se amplía y con ella también la responsabilidad.

 

Una constelación familiar se crea cuando una persona quiere aclarar un tema específico de su vida. Se reúne un grupo de personas, todas ellas diferentes, con distintas inquietudes y dilemas a resolver, y se crea un círculo en el cual se dará lugar a las constelaciones de aquellos que lo soliciten, y dentro del cual quedarán todos los secretos e intimidades protegidos por el respeto y el amor. Esta persona expone ante el grupo su tema y a partir de aquí, y guiado por su intuición, elige a distintos miembros del grupo como representantes de las personas que forman su estructura familiar. A continuación coloca y relaciona los representantes en el centro de la sala. Hecho esto la constelación cobra vida de forma que los representantes comienzan a sentir las emociones, miedos y deseos de las personas a quienes representan. Con este método el origen del desorden sale a la luz. De modo admirable y sorprendente, la verdadera historia de la familia se manifiesta y expresa viéndose con claridad por primera vez. El coordinador va guiando a las personas hasta una constelación final donde cada cual toma la responsabilidad que le corresponde. Estas constelaciones no sólo explican y resuelven casos individuales, nos permiten también comprender las leyes invisibles que rigen nuestras relaciones.

 

La constelacion familiar, es una experiencia en la que cada persona tiene la posibilidad de acceder a su campo de información, sentir, comprender y reorganizar dentro de nosotros, lo que está en nosotros mismos. Este trabajo está dirigido a cualquier persona que quiera comprender y sanar las relaciones de pareja, padres-hijos, también en situaciones de duelos y pérdidas de seres queridos, o relaciones laborales y profesionales, su relación con el dinero o cualquier síntoma relacionado con la salud física o emocional, viendo con claridad los vínculos existentes y encontrando en ese mismo instante la clave para subsanar los conflictos y condicionamientos presentes. Es una oportunidad única para experimentar una profunda toma de consciencia de la situación y realidad actual. Esta experiencia nos permite llegar a una comprensión más allá del análisis verbal y mental respecto al pasado, presente y el destino, profundizamos de forma delicada y sutil en los antiguos y actuales conflictos tanto familiares como de pareja o profesionales que nos permiten comprender, aceptar y sanar las heridas y condicionamientos que arrastramos consciente e inconscientemente y que afectan directamente nuestra vida y nuestras relaciones.

 

Bert Hellinger, filósofo y psicoanalista alemán, creó su propio método de psicoterapia fenomenológica y sistémica, dentro del enfoque de las terapias humanistas breves y del existencialismo. Estudió Filosofía, Teología y Pedagogía. Después de especializarse en psicoanálisis, continuó su formación en varias escuelas psicoterapéuticas: Gestalt, Psicodrama, Hipnosis Ericksoniana y PNL, Análisis Transaccional, Terapia Familiar Sistémica, Terapia Estratégica, asimilando lo esencial de cada una. Llega así a practicar la psicoterapia de un modo original y cada vez más sintético. Fue, trabajando con el Análisis Transaccional, que advirtió un aspecto multigeneracional en el abordaje de las problemáticas, que lo direccionó a la Terapia Sistémica. Al profundizar en ella descubrió, dentro de los sistemas, leyes y órdenes de compensación a los que llamó Los Ordenes del Amor. El método de Bert Hellinger permite liberarnos del pasado familiar que cada uno expresa involuntariamente a través de sus sentimientos, deseos, comportamientos, limitaciones, reacciones y enfermedades. Estos vínculos invisibles de amor que generan nuestra vida y que cada uno metaboliza a su modo en su vida cotidiana en forma de una limitación o de un malestar crónico se desvelan en el trabajo con los Ordenes del Amor según Bert Hellinger liberando a la persona de su carga negativa. Heredamos los dones, aptitudes, dificultades y enfermedades de nuestros antepasados. Aunque estemos a mil kilómetros, aunque no conozcamos a nuestros padres biológicos, aunque no nos guste, somos el fruto de nuestra familia. Estamos hechos con las células de todo nuestro sistema familiar biológico.

 

"A veces tenemos la idea de que somos independientes y libres y de que somos capaces de decidir independientemente sobre nuestro destino. A través de este trabajo podemos ver cómo estamos intrincados en la vida de los demás, y de todo el mundo. Porque lo que ya no está sólo está aparentemente pasado: vive dentro de nosotros. Tenemos vagas ideas acerca del futuro, pero debemos reconocer que hubo algo antes que nosotros y habrá algo después. Había ya algo nuestro antes de que naciéramos, y habrá quedado algo nuestro cuando hayamos partido." Bert Hellinger.

 

 

 

 

"Una persona solo puede encontrar su identidad estando en paz con ambos padres".

                                            Bert Hellinger

 

 

La familia tiene una memoria...

lo que de ella sale a la luz es un regalo para nosotros

                           

                       Bert Hellinger

 

"El tomar a los padres, el pasar a ptros algo de lo que de los padres se recibió y el amor hacia la pareja, confluyen para que también el amor hacia los hijos se logre"

                                                                                  Bert Hellinger